«

»

Dic 16

¿PUEDO SER ALCOHOLICA?

Sabias que…

 ❏ Una jovencita pregunta: “¿Puedo ser alcohólica?”

“Mi nombre es Sara. Tengo 13 años y creo que puedo ser alcohólica, pero no estoy segura. ¿Se puede ser alcohólico si eres muy joven y no te emborrachas? Si no se puede estoy a salvo. Pero si se puede, es posible que tenga un problema.”
En su carta dirigida a la G.S.O. desde su hogar en la parte sureste del país, Sara se pone a responder a su propia pregunta. “La primera bebida que me tome fue
aguardiente de ciruelas”, dice. “Tenía un mal sabor pero me llenó de calor, me calmó los nervios y me ayudó a olvidar mis calificaciones bajas, mi falta de amigos y mis luchas constantes con mis padres. Que extraño era. Cuanto más empeoraban mis inquietudes y dificultades, mas deseosa estaba de tomarme un trago.”
Al principio, Sara nos cuenta, “me echaba un trago (normalmente de vodka porque no tiene olor) justo antes de irme para la escuela para poder pasar el día.
Mi ‘gran escape’ era muy breve, así que empecé a llevar conmigo un termo lleno de vodka para conseguir que me sirviera para todo el día. Esto me ayudaba, aunque todavía no tenía amigos y mis calificaciones eran peores que nunca. De hecho, hoy me suspendieron en un examen acerca de la salud. ¿Lo puedes creer? Antes, una cosa así me habría hecho llorar, pero ahora simplemente me tomo un trago y me siento mejor.
“Lo curiosa es que mis padres ni siquiera se dan cuenta de que algo les falta en su armarito de licores.
Supongo que esto se debe a que son contables públicos y esta es su temporada atareada. Nunca podría haber hablado con ellos acerca de esto. Ellos creerían que yo me lo estaba imaginando y me habrían enviado a otra escuela o algo parecido. No fui a hablar con el consejero de estudiantes porque no sabia si tenia un problema y ya que ustedes son los expertos, pensé que me podrían dar la respuesta. Para su información, me tomo un trago antes de acostarme y me eche uno antes de escribirles esta carta y espero y les ruego que me contesten.”
“Sí, Sara, puede ser que seas alcohólica, pero sólo tu puedes decir que eres”, le respondió, en parte, un miembro del personal de la G.S.O. “Para ayudarte, te enviamos adjuntos algunos folletos de A.A. en los que los jóvenes como tu comparten su propia experiencia:
‘Too Young’, ‘Los Jóvenes y A.A.’ y ¿Se Cree Usted Diferente?’.”
“Ten en cuenta que el alcoholismo es una enfermedad y, al igual que la mayoía de las enfermedades, puede darle a gente de cualquier edad- a los que tienen 13 años de edad y aun menos. .Así que, si tu vida te parece desordenada y crees que la bebida puede tener algo que ver con ello, te sugiero que busques el número de Alcohólicos Anónimos en la guía de teléfonos y que los llames (si tienes alguna dificultad en ponerte en contacto, consulta con el consejero de estudiantes). En general, compartir con un miembro de A.A. hace mas fácil comprender la naturaleza de la enfermedad y darte cuenta de que la ayuda esta disponible si la quieres.”

 

Box459 octubre – noviembre 1991

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>